Tan solo un día después del cierre de la línea 4 de Metro por obras y tras analizar el comportamiento de la demanda en superficie de este lunes, la EMT ha decidido disponer de un 10% más de autobuses en hora punta de la mañana del servicio especial que cubre su recorrido entre Pinar de Chamartín y Avenida de América.

La línea especial de autobús se ha puesto en funcionamiento este lunes 13 de enero con un total de 35 vehículos para ofrecer un intervalo de paso de entre tres y cuatro minutos en días laborables y horas punta.

Con el refuerzo que ya se ha puesto en marcha, serán 38 los autobuses que darán servicio a los usuarios de la línea 4 de Metro desde las 7.00 hasta las 14.00 horas. En sábados y festivos, la dotación seguirá siendo de 17 vehículos para ofrecer un intervalo de entre seis y ocho minutos.

MUCHAS QUEJAS Y LARGAS COLAS DE ESPERA

Desde primera hora de la mañana de este lunes, las redes sociales echaban humo con las numerosas quejas que manifestaban los usuarios de la línea 4 de Metro, que decían de todo menos lindezas sobre el Plan de Movilidad y el servicio especial de autobuses que el Ayuntamiento de Madrid y el Consorcio Regional de Transportes han organizado para cubrir el recorrido de la línea cerrada por obras.

En Hortaleza, decenas de personas se agolpaban en las paradas de Mar de Cristal del servicio especial de autobuses

Las largas colas de personas esperando el autobús en Avenida de América mostraban una imagen que se repetía en muchas zonas de Madrid. En Hortaleza, decenas de personas se agolpaban en las paradas de Mar de Cristal del servicio especial de autobuses, así como en los alrededores intentando enterarse de cuál es la mejor combinación que podía llevarlas hasta su destino.

“Tienen que mejorar la señalización de las paradas del servicio especial, porque la gente está muy perdida. Sobre todo las personas mayores”, comenta una de las aforadoras que el Consorcio Regional de Transportes ha contratado para medir la demanda del servicio.

El Consorcio Regional de Transportes ha contratado a aforadores, identificados con chalecos naranjas, para determinar la demanda del servicio. ÁNGEL SÁNCHEZ

Otra tanto pasaba en las paradas del 9, del 72, del 73 y del 87 en las horas punta, y eso que las tres últimas líneas no han sido reforzadas ante el previsible aumento de la demanda. Lo que se ha traducido en que los usuarios fuesen como sardinas en lata, y es que difícilmente el aforo de la flota de autobuses puede cubrir el de los trenes de la línea de Metro en los momentos de mayor afluencia.

Gracias al refuerzo de autobuses que se ha puesto en marcha la mañana de este martes 14 de enero, se ha reducido el tiempo de paso y se ha conseguido cumplir con los previstos tres minutos de espera. Aun así, no se han podido evitar los atascos en la zona de Arturo Soria ni en la entrada a la M-30.

Gracias al refuerzo de autobuses que se ha puesto en marcha este martes 14 de enero, se ha conseguido cumplir con los previstos tres minutos de espera

“Todo está mucho más tranquilo que ayer, pero eso es normal. Los lunes y los viernes, aumenta el tráfico en superficie porque la gente suele ir al trabajo en coche y eso dificulta la movilidad e incrementa el tiempo de duración del recorrido de los autobuses y, por tanto, los tiempos de espera”, asegura el personal del Servicio de Atención Móvil (SAM) que la EMT ha puesto en algunas de las paradas del servicio especial.

LA OPOSICIÓN PIDE REFUERZOS

El PSOE pedirá este miércoles que el Pleno de Hortaleza inste al Consorcio Regional de Transportes de Madrid a garantizar la movilidad de los usuarios de la línea 4 de Metro durante su cierre “ofreciendo medios alternativos de transporte público sin coste adicional para los usuarios”.

Este lunes, en la tertulia política de Radio Enlace, el concejal socialista Ramón Silva calificaba el servicio especial de autobuses como “muy muy mejorable” tras la primera jornada sin servicio en la línea 4. “Ha sido un absoluto caos, los vecinos y vecinas de Hortaleza están siendo muy perjudicados por este cierre debido a una falta de previsión de los servicios alternativos”, criticó.

Hilera de personas esperando el autobús del servicio especial en la parada de Mar de Cristal. ÁNGEL SÁNCHEZ

Silva también calificó como “lamentable” que el Consorcio no haya reforzado la línea 73 de la EMT “porque la zona de Canillas y Esperanza es la que queda más desconectada” por las obras en el suburbano, ni tampoco la línea 87 que “facilita la conexión de Las Cárcavas y San Lorenzo con la línea 8 de Metro, la otra del distrito”.

Además, el concejal socialista considera “un grave error” que las obras en la línea 4, que contemplan reformas concretas en estaciones como la retirada de amianto en Esperanza, no incluya mejoras de accesibilidad. Esta estación, la más antigua del distrito, es la única de Hortaleza sin ascensor.

En la misma tertulia de Radio Enlace, el concejal presidente de Hortaleza, Alberto Serrano, de Ciudadanos, aseguró que la decisión del Gobierno de la Comunidad de Madrid de no esperar a verano para acometer las obras se debe “a la peligrosidad” del amianto, un material cancerígeno presente en varias estaciones de la línea 4 desde hace décadas.

En la tertulia política del lunes en Radio Enlace, el concejal Alberto Serrano se comprometió a interceder ante el consejero de Transportes de la Comunidad de Madrid

Asimismo, Serrano admitió que el primer día sin servicio de metro en la línea 4 fue “malo” y se comprometió a interceder ante el consejero de Transportes de la Comunidad de Madrid, Ángel Garrido, si se producen situaciones de “saturación” o “malestar” en el servicio alternativo de autobuses. “Voy a reclamar a quien sea sin ningún tipo de cortapisas”, ha asegurado, aunque subrayando que durante los dos próximos meses será “imposible sustituir” en superficie el servicio que presta el tren subterráneo.

 

(Visited 574 times, 1 visits today)