“Sin contratación, no hay solución”, así de claro lo tiene el grupo de trabajo en defensa de la sanidad pública de la Coordinadora de Entidades Ciudadanas de Hortaleza, que lleva activo desde hace un año y medio al ver la necesidad de “tratar el tema de la sanidad tras los cambios producidos en la pandemia y el cierre de los Servicios de Urgencias de Atención Primaria (SUAP)” de los centros de salud de la ciudad de Madrid en marzo de 2020, para darle visibilidad frente al vecindario.

Se unieron a la Coordinadora de Barrios y Pueblos de Madrid porque ya estaban realizando concentraciones y charlas informativas en los distritos (los llamados Jueves por la Sanidad).

Así comenzaron las concentraciones en el SUAP del centro de salud Mar Báltico; pero se dieron cuenta de que había que dar un paso más y comenzaron a recoger firmas pidiendo su reapertura para llevarlas a la Consejería de Sanidad (aquel día se entregaron 90.000 rúbricas, de las cuales más de 8.000 eran hortalinas).

El pasado 31 de marzo de 2022, consiguieron que más de 300 vecinas y vecinos salieran a recorrer las calles del distrito pidiendo que se volviesen a abrir las urgencias en Hortaleza y que se dotase de los recursos humanos y materiales necesarios a los seis centros de salud hortalinos. A este acto, siguió la organización de asambleas informativas en diferentes zonas del distrito para que fuesen las y los profesionales sanitarios los que explicasen directamente la situación actual de la Atención Primaria.

Conseguir una sanidad pública de calidad pasa por más contrataciones, mejores condiciones laborales del personal sanitario y dotar de medios necesarios a los centros de salud

“El deterioro de la Atención Primaria es una cuestión general en Madrid, sobre todo en los distritos de la periferia”, asegura Marta Hidalgo, vecina integrante del grupo en defensa de la sanidad pública en Hortaleza. Para ello, la Comunidad de Madrid ha dejado de contratar personal e incluso cerrando centros, con el objetivo de conseguir “la privatización de la Atención Primaria”.

Tienen claro que la única manera de conseguir una sanidad pública de calidad pasa por realizar más contrataciones, mejorar las condiciones laborales del personal sanitario y dotar de los medios necesarios a los centros de salud. Para ello, es necesario que la Comunidad de Madrid dé su brazo a torcer, y las vecinas y vecinos de los barrios y pueblos van a seguir reclamándolo.

(Visited 238 times, 1 visits today)