En agosto de 2021 comenzaron las obras de demolición de las plantas sobre rasante del edificio de la avenida de Bucaramanga, número 6, en el barrio de San Lorenzo, donde estuvo ubicado durante años el antiguo gimnasio Fasán. Entonces, solo se sabía, por un comunicado recibido por los propietarios de los garajes subterráneos de la parcela, que, tras la demolición, se iban a llevar a cabo unas obras de refuerzo estructural y del nuevo forjado de cimentación necesarias para la construcción de “un nuevo local comercial sin uso definido”, pero la mayoría del vecindario ya especulaba con que finalmente sería un Lidl.

La adjudicación de las obras de refuerzo en el aparcamiento subterráneo fue otorgada en octubre de ese mismo año a la empresa Magna General Contractors, así como “la construcción de un edificio comercial sobre este con una superficie de 2.000 metros cuadrados”. Todo ello promovido por López Real Inversiones. En febrero de 2022, terminaron las obras de refuerzo y Magna anunciaba que en breve empezarían los trabajos de construcción del edificio comercial “con un parking en superficie”.

IMPACTO EN EL BARRIO

En mayo de 2022, comenzó a tomar forma el aparcamiento exterior, que tendrá casi 40 plazas, lo que reafirmó la hipótesis de la apertura de un Lidl, aunque seguía sin tenerse confirmación de la cadena de supermercados alemana, y surgieron voces en contra debido a los problemas de movilidad y contaminación que iba a originar en la zona.

No obstante, ha sido en el mes de agosto cuando ha habido más críticas entre el vecindario, al ver que se llevaba a cabo la tala de árboles de toda el área con el objetivo de realizar la fachada y la estructura de la nave, cuya cubierta se finalizó en septiembre.

La asociación vecinal La Expansión de San Lorenzo se pronunciaba entonces por este hecho: “Han talado los árboles, llevan muchos meses llenando el barrio de polvo, ruidos y suciedad, y todo para hacer un súper pegado a un centro comercial con otro súper”; ya que se sitúa junto al centro comercial Colombia –construido hace 33 años–.

Lidl

Imagen tomada por un vecino de la zona donde se observan los árboles que han sido talados. @PLACIPLOSTILUS

CONFIRMACIÓN DE LIDL

A principios de septiembre, se produjo finalmente la confirmación de que Lidl había elegido esta parcela de la avenida Bucaramanga en Hortaleza para inaugurar uno de sus nuevos establecimientos, pasando a formar parte de la estrategia expansiva de la firma germana en la Comunidad de Madrid, donde ha inaugurado dos nuevos centros en La Elipa y Abrantes y tiene pensado abrir otros cinco, entre ellos, el del barrio de San Lorenzo.

Además, en octubre, el concejal presidente del distrito, Alberto Serrano (Ciudadanos), tuiteaba que había tenido “la satisfacción de apreciar la evolución de las obras que en unos meses ampliarán la oferta comercial gracias a la cadena Lidl”.

Según ha podido anticipar la empresa alemana a este periódico, “será una tienda de una única planta y parking propio, que dispondrá de unos 1.500 metros cuadrados de sala de ventas”. No obstante, al tratarse de un proyecto a largo plazo, aseguran que “es pronto aún para poder concretar el resto de detalles”, como la fecha de apertura del nuevo supermercado del barrio de San Lorenzo.

Lidl

Plano del proyecto de construcción de la zona comercial y el aparcamiento del nuevo Lidl.

(Visited 3.310 times, 7 visits today)