El pasado 9 de diciembre, Borja Carabante, titular del Área de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, visitó Hortaleza para comprobar, junto con el concejal presidente del distrito, Alberto Serrano, el nuevo diseño que presenta el parque Isabel Clara Eugenia tras su remodelación para convertirlo en un espacio más funcional y accesible para los vecinos y vecinas del barrio.

Las obras en el mítico parque, conocido en el barrio como El Claruja, comenzaron en el mes de abril, junto con las de un área canina en el parque Alfredo Kraus. Ambos proyectos, solicitados en 2018 por la entonces concejala presidenta del distrito Yolanda Rodríguez (Ahora Madrid), se han presupuestado con un importe total de 391.409,77 euros.

REHABILITACIÓN DEL PARQUE 

Desde hace semanas, son muchas las personas que, como María Dolores, una vecina del barrio de 85 años, se paraban a mirar qué es lo que estaban haciendo en el parque. “Ya era hora de que lo hicieran más accesible, porque tener un parque tan único como este y no poder hacer uso de él era una verdadera pena”, dice al saber que se trataba de un proyecto de rehabilitación.

Se han eliminado las escaleras y los desniveles y se ha construido un nuevo acceso peatonal adaptado por el pasaje Rogelio Muñoz

Con estas obras, se garantiza la accesibilidad y la movilidad mediante la mejora de pavimentos y caminos y la eliminación de escaleras y desniveles, además de que se ha construido un nuevo acceso peatonal adaptado por el pasaje Rogelio Muñoz, salvando así el desnivel de la única entrada situada al norte del parque.

ZONAS DE DEPORTE Y OCIO

De un tiempo a esta parte, Leza Skate, nombre con el que se conoce a la plaza ubicada en el parque Isabel Clara Eugenia en el mundo del patín, ha sido un proyecto autogestionado por los propios usuarios. En ella, además del uso diario por parte de decenas de jóvenes, se han celebrado importantes competiciones y campeonatos.

El Ayuntamiento de Madrid ha instalado ahora mobiliario específico para diversos usos deportivos y lúdicos como pista de skate, petanca, voleibol y circuitos biosaludables. En el foro, se han levantado las columnas y el templete para su restauración. Además, la pequeña zona infantil se ha ampliado y dotado de mobiliario adecuado y los nuevos juegos cubren un amplio rango de edades.

A la derecha, Borja Carabante, delegado del Área de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid, junto a Alberto Serrano, concejal presidente de Hortaleza, en la nueva zona infantil del parque Isabel Clara Eugenia. ÁNGEL SÁNCHEZ

RECUPERANDO LA FLORA 

Las actuaciones sobre la vegetación han estado encaminadas a recuperar la imagen histórica que tenía en su diseño inicial de estilo romántico respetando alineaciones y bosquetes. Se distinguen dos espacios diferenciados: uno con vegetación controlada en la zona próxima al foro y otro de carácter forestal en el interior del parque.

Por último, se ha creado una red de riego automatizado y otra de sistema por goteo, que mejoran su eficiencia al perfeccionar el drenaje y la gestión sostenible del agua de lluvia.

ÁREA CANINA EN EL PARQUE ALFREDO KRAUS

Los perros del distrito también están de enhorabuena, ya que, junto al proyecto de rehabilitación del parque Isabel Clara Eugenia, el Área de Medio Ambiente y Movilidad del Ayuntamiento de Madrid aprobó también la demanda vecinal recogida por el anterior mandato de crear un área canina en el parque Alfredo Kraus, uno de los más concurridos del barrio.

Nueva área canina en el parque Alfredo Kraus. JULIA MANSO

La nueva área canina se ha instalado junto a la zona de ejercicios del parque y cuenta con una superficie de 700 metros cuadrados, que se ha pavimentado con zahorra artificial granítica. En la valla perimetral, se han acondicionado dos accesos con doble puerta para facilitar la entrada y salida de los perros.

También se han instalado seis bancos, dos papeleras y una fuente para beber de uso mixto para personas y animales, con sus dos caños y botones bien señalizados.

Por último, se han situado tres juegos de agilidad –un eslalon, una rampa sube y baja y un aro–, con lo que los perros del distrito ya no tendrán que desplazarse hasta el parque Juan Carlos I para poder ejercitarse con estos elementos.

(Visited 637 times, 1 visits today)