La Carretera de Canillas, la Gran Vía de Hortaleza y el tramo de la calle López de Hoyos que discurre por el distrito podrían convertirse en peatonales durante este próximo fin de semana. Es la propuesta que ha remitido la Junta de Hortaleza al Área de Movilidad y Transportes del Ayuntamiento de Madrid, que había pedido a los distritos que sugirieran vías para peatonalizar provisionalmente con el objetivo de evitar aglomeraciones tras la desescalada de las restricciones a la movilidad que se decretaron en marzo para contener la pandemia del coronavirus.

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, ha confirmado este martes que el Ayuntamiento pretende ceder a los viandantes espacio dedicado a los vehículos en algunas de las principales avenidas de la ciudad, como el Paseo del Prado o la calle Arturo Soria, al menos durante este próximo fin de semana.

Con esta medida pretende paliar el cierre de parques y zonas verdes que el propio Ayuntamiento de Madrid mantiene desde el pasado mes de marzo, a pesar de que el Gobierno de Pedro Sánchez permite, desde el pasado sábado, salir a la calle a pasear y realizar deporte en diferentes franjas del día y por edades.

Los autobuses podrían seguir circulando en los carriles centrales de las calles que se peatonalicen de forma provisional

Desde Hortaleza se han propuesto estas tres arterias del distrito después de que el concejal presidente del distrito, Alberto Serrano (Ciudadanos), haya estudiado su idoneidad con los responsables de la Policía Municipal en Hortaleza.

“Se han descartado otras avenidas, sobre todo en las zonas nuevas del distrito, porque entendíamos que ya están diseñadas con suficiente espacio”, explica el concejal a Hortaleza Periódico Vecinal, puntualizando que el cierre al tráfico de estas calles será parcial, manteniendo la circulación de los autobuses de la Empresa Municipal de Transportes en los carriles centrales.

De este modo, los peatones podrían invadir parte del asfalto de estas calles para mantener la distancia de seguridad que previene los contagios de coronavirus. Sin embargo, el Ayuntamiento debe confirmar todavía los detalles del plan definitivo y concretar las instrucciones para los viandantes.

La propuesta de la Junta de Hortaleza permitiría pasear por la Gran Vía de Hortaleza desde la glorieta de Luis Rosales hasta la glorieta de Sandro Pertini, donde finaliza esta avenida, justo antes del centro comercial. En el caso de la calle López de Hoyos, la peatonalización comenzaría en el cruce donde arranca la Carretera de Canillas, en la glorieta de Pinar Miró y frente a la sede de la Junta, hasta que esta vía desemboca en la glorieta de Santos de la Humosa.

(Visited 10.214 times, 1 visits today)