Hace 84 años se proclamaba la II República española, iniciándose así un periodo de grandes avances democráticos en medio de profundas resistencias. Hoy en un tiempo de recortes, de empobrecimiento y ‘Ley Mordaza’ muchos hablan de necesidad de cambio, incluso de cambio de régimen. En Hortaleza, el PCE quiso recordar la experiencia histórica repúblicana, símbolo de revolución política y social en nuestro país, como capacidad del pueblo para provocar un cambio democrático de régimen.

Así lo recordaron Mauricio Valiente y Antonio Segura en la charla del pasado sábado 11 de abril, en la sede de Partido Comunista de España de nuestro barrio. “Aquel momento de cambio se debió a la unión de todas las fuerzas sociales y se fraguó en las luchas populares. En un principio, no tenía nada que ver con un cambio de régimen, pero al final consiguió desestabilizar a las clases gobernantes”, destacó Mauricio. Un cambio que tuvo lugar en las urnas tras unas elecciones municipales, recordando así la importancia de la próxima cita electoral el 24 de mayo.

Con el advenimiento de la república, reivindicaciones populares como la educación de la clase obrera, el sufragio universal o la separación Estado-Iglesia, entre otras muchas, se convirtieron en una realidad en el Estado español. Más de ochenta años después algunas de esas reclamaciones se siguen escuchando en movilizaciones populares por el derecho a educación y a sanidad públicas, a una vivienda digna, a la libertad de protestar. “Nuestras reivindicaciones tienen cabida: por eso es tan importante ganar estas elecciones. La unidad, la organización y el trabajo serán los motores para demostrar que sí se pueden cambiar las cosas” aseguró Mauricio.

Por su parte, Antonio Segura, militante del PCE, recalcó que “La República no es sólo cambiar a un jefe de Gobierno. Significa participación directa y más democracia, y ello sería posible mediante un nuevo proceso constituyente”, en referencia a quienes apuestan por la ruptura directa con el régimen del 78.

Y también a aquellos que optan por las vías de confluencia: “La convergencia está demostrando que empieza a haber espacios de diálogo, y es ahí donde hay oportunidades. En las marchas, en las mareas, la gente coincide en el trabajo y en unos mismos objetivos, y así es como puede haber acercamiento hacia un nuevo proceso constituyente, caminando hacia la III República democrática”.

Tras el acto se abrió un turno de preguntas para los asistentes en el que se debatieron diferentes temas como la Ley de Memoria Histórica, los actuales cambios sociales o el nuevo modelo constitucional.

(Visited 208 times, 1 visits today)