El Pleno de Hortaleza celebrado este pasado martes ha aprobado, con los votos de Ahora Madrid y PSOE, una propuesta presentada por ambos partidos para que se «inste al órgano competente» a instalar en la plaza de Chabuca Granda, en el casco antiguo del distrito, un monumento «en recuerdo de todas aquellas personas del pueblo de Hortaleza que fueron perseguidas y represaliadas por la dictadura franquista, y que en su inauguración se haga un acto institucional de homenaje a dichos vecinos».

El Partido Popular ha rechazado esta propuesta (Ciudadanos se ha abstenido) que también reclamaba que fueran «objeto de reconocimiento todas aquellas personas que sufrieron la represión, que murieron exiliadas lejos de su tierra y de sus seres queridos, que fueron encarceladas, depuradas, perseguidas; y en su nombre y de forma específica, como representantes de todos ellos, los miembros de la corporación municipal de Hortaleza en el periodo de la II República Española y la Guerra Civil». También que el Pleno del distrito declarase «su compromiso por la defensa de los derechos humanos y la denuncia de cualquier vulneración de los mismos».

Esta propuesta surge tras la investigación de un vecino del distrito, Luis Seisdedos, que en colaboración con el historiador Juan Carlos Aragoneses ha dedicado los últimos meses a averiguar el final de los vecinos del antiguo pueblo de Hortaleza que fueron asesinados tras la victoria del bando franquista en la Guerra Civil.

Entre ellos, algunos de los alcaldes republicanos de Hortaleza, que fue anexionado a Madrid en 1950, como Victoriano Elipe y Andrés Molpéceres. El mismo destino trágico sufrieron concejales del antiguo ayuntamiento de Hortaleza como Jerónimo Aragoneses, Félix Alcalde, Telesforo Plaza y Anselmo Sánchez.

«Lamentablemente la persecución política no se detuvo ahí; numerosas familias hortalinas sufrieron muerte, cárcel o confiscaciones de bienes simplemente por tener unas ideas diferentes a las que trató de imponer régimen franquista. Todas las personas que vieron vulnerados sus derechos merecen un reconocimiento por las injusticias que padecieron y por el rechazo que deben mostrar sin descanso las instituciones democráticas hacia cualquier forma de actuación que atente contra derechos fundamentales», expuso Luis Seisdedos en un texto que hizo llegar a los partidos políticos para justificar su idea de levantar un monumento en recuerdo a los represaliados en Hortaleza, un reconocimiento que debe contar con el visto bueno del Ayuntamiento para convertirse en una realidad.

Desde el Partido Popular, su concejala en el Ayuntamiento Inmaculada Sanz, también presidenta del PP en Hortaleza, ha calificado como «muy triste» esta propuesta, que considera «sectaria» y critica por «reabrir heridas», según ha declarado a Europa Press. Además, ha reclamado al Comisionado de la Memoria Histórica creado por el gobierno municipal de Manuela Carmena que elabora un informe previo sobre la «idoneidad» del monumento.

 

(Visited 550 times, 1 visits today)

Comparte este/a entrada