Centros escolares, asociaciones y organizaciones del distrito han empezado a movilizar recursos para recoger donativos y productos de primera necesidad con destino a la población de Ucrania que sufre las consecuencias de la invasión militar rusa